Área Privada

Our

Cerrar

Historia y evolución del Eixample de Barcelona (2ª parte) Home / Historia y evolución del Eixample de Barcelona (2ª parte)

Historia y evolución del Eixample de Barcelona (2ª parte)

 

800px-PlaCerda1859b

Plano de 1859 del Plan Cerdà, en el que se observa la característica distribución en retícula cuadrada del Eixample de Barcelona. Fuente: Wikipedia 

En el anterior artículo sobre la historia del Eixample barcelonés, repasábamos la situación en la que se encontraba Barcelona a principios del siglo XIX y veíamos la evolución de la necesidad de ampliar el trazado urbano una vez derribadas las murallas medievales, además del proceso por el que pasó el proyecto hasta llegar a manos de Ildefons Cerdà. Hoy nos centramos en el proyecto del ingeniero catalán.

 

Las ideas de Ildefons Cerdà

La obra de Cerdà se centra en la máxima de que las ciudades han de construirse para las personas, pensando en su salud, en el sentido más amplio del término. Por encima de todo quería priorizar a las personas, el contenido, por encima del continente. El ingeniero también defendía la búsqueda del equilibrio entre lo urbano y los beneficios del espacio rural.

Algunas de las bases del Pla Cerdà eran:

  • La necesidad de la separación entre edificios para mejorar la sensación de amplitud y ventilación (tenía una fijación por los valores higienistas)
  • Las ventajas de no construir edificios ni muy anchos ni más altos que la propia anchura de sus calles, para el aprovechamiento de la luz solar
  • La importancia de disponer de zonas de recreo para niños y ancianos
  • La voluntad de crear un plan que fuese racionalista y promoviese la igualdad entre todos los barceloneses sin distinción de clases
  • La visión de futuro aplicada en la ampliación ilimitada del plan

Inicialmente, y con todas estas premisas, el ingeniero catalán ideó un plan urbanístico con un trazado de calles cuadriculado (conocido también como plan hipodámico), con islas octogonales, cuyas esquinas estarían truncadas, y espacios para jardines interiores.

Finalmente, y por las múltiples presiones que recibió Cerdà, principalmente por parte de la burguesía, el ingeniero tuvo que modificar su plan (como, por ejemplo, en el caso de la imposición de que aumentasen los metros edificables), cuyo desarrollo terminó por alargarse en el tiempo casi un siglo.

Resulta curioso que, a día de hoy, la ciudad de Barcelona no le haya rendido homenaje a Ildefons Cerdà dedicándole una de las calles dentro del trazado de su proyecto, tal y como prometía el concurso organizado por el Ayuntamiento de Barcelona en su época; irónicamente, solo se le dedicó al ingeniero una plaza (la Plaça de Ildefons Cerdà) fuera del trazado de su plan urbanístico.

 

Si quieres saber más sobre el Pla Cerdà: https://es.wikipedia.org/wiki/Plan_Cerd%C3%A1

Si quieres saber más sobre Ildefons Cerdà: https://es.wikipedia.org/wiki/Distrito_del_Ensanche

Si quieres saber más sobre el Eixample: https://es.wikipedia.org/wiki/Ildefonso_Cerd%C3%A1

 

Y si quieres visitarnos, recuerda que el despacho de Principal 1ª está situado en Carrer Mallorca 201-203, entre Enric Granados y Aribau, en pleno corazón del Eixample 😉