Área Privada

Our

Cerrar

4 reparaciones básicas tras una mudanza Home / 4 reparaciones básicas tras una mudanza

4 reparaciones básicas tras una mudanza

4reformas_mudanza

 

Si el otro día repasábamos las 6 reformas básicas antes de poner a la venta tu vivienda, hoy queremos echarte una mano si te acabas de mudar a una nueva vivienda y quieres tenerlo todo a punto. Porque el cambio de casa trae consigo muchas novedades positivas, y no podemos dejar que ciertas imperfecciones o desajustes arruinen la ilusión de estrenar hogar, ¿verdad? Pues manos a la obra.

Desde Principal 1ª te recomendamos que, una vez que ya tengas las llaves de tu nueva vivienda, dediques unas horas a repasarlo todo para hacer una lista de aquellas cosas que consideras que necesitan un cambio o una reparación. Aquí te dejamos con nuestra lista de los 4 grupos imprescindibles:

1. Deshazte de todas aquellas cosas que no te interesa conservar de los antiguos inquilinos

En este punto incluimos la necesidad de quitar cuadros, espejos y clavos, quitar las barras de las cortinas, tapar agujeros con masilla, cambiar las cerraduras, cambiar la grifería… Haz que tu nueva vivienda sea como un lienzo en blanco listo para ponerlo completamente a tu gusto.

2. Detecta y arregla desperfectos que pueden haber pasado desapercibidos

Busca si existen manchas de humedades dentro de los armarios empotrados, fugas de agua, grifos que gotean o no tienen presión, ventanas que no cierran, persianas atascadas, interruptores estropeados… Cuanto antes acabes con estos problemas, antes podrás disfrutar de tu nuevo hogar.

3. Limpieza a fondo

Si tu piso es de segunda mano hay varios puntos a los que seguramente tendrás que prestar especial atención y limpiarlos concienzudamente: la campana extractora, los filtros del aire acondicionado y la calefacción, alfombras, rendijas… Aquí te recomendamos que tengas a mano una máquina de limpieza con vapor para facilitarte la tarea.

4. Revisa los puntos clave de la vivienda

Aquí se incluyen los sistemas de refrigeración y calefacción (radiadores, aparatos de aire acondicionado, la caldera), el circuito eléctrico, las tuberías de agua y gas… Localiza y señaliza siempre las llaves de apertura y cierre del agua, el gas y la instalación eléctrica por si surge un imprevisto. Y si tienes alguna duda, o necesitas ayuda, ponte en manos de profesionales.

Ahora ya lo tienes todo a punto para que no hayan imprevistos ni sorpresas desagradables. ¡Ya puedes relajarte y disfrutar de tu nuevo hogar!

Pero si todavía no te has mudado porque no has encontrado la vivienda de tus sueños, contáctanos y Principal 1ª te ayudará a encontrarla.